Evaluación del Dolor Crónico

Se aplica a pacientes con dolencias crónicas y con repercusión emocional, para evaluar la magnitud del dolor frente al componente emocional y principalmente para dolores de origen nervioso, inflamatorio, oncológico o fibromuscular como la fibriomialgia,

Esta evaluación se aplica a pacientes con dolencias crónicas y con repercusión emocional, para evaluar la magnitud del dolor frente al componente emocional y principalmente para dolores de origen nervioso, inflamatorio, oncológico o fibromuscular como la fibromialgia.

También se utiliza para realizar el seguimiento a tratamientos farmacológicos a través de la identificación de emociones y el estudio del dolor en el tiempo.

La evaluación se realiza en consultorio y consiste en el análisis de las micro expresiones faciales correspondientes a dolor y las correspondientes a las demás emociones como miedo, disgusto, tristeza, etc y utilizando como herramientas al FaceReader 8.0 y el Sistema FACS (Facial Action Coding System) según el caso.

Se entrega un informe detallado con las conclusiones e incluye una sesión para explicar los hallazgos.